Sector Asegurador

Entre los chilaquiles con huevo y la experiencia Copaprose 2021

Carlos Zamudio Sosa / México Claims and Risk Management, S.C. / carlos.zamudiososa@gmail.com

Hace unos días, al ordenar un desayuno en un restaurante, mi acompañante solicitó a la mesera unos chilaquiles con huevo, describiéndole de manera amplia cómo visualizaba el platillo, pero ella, quizá sonriente tras la mascarilla, lo corrigió diciéndole: “Usted quiere huevos con chilaquiles”. El tema de la conversación de esa mañana fue claro. Después de reírnos, mientras esperábamos el servicio, hablamos sobre la complejidad de interpretar un simple platillo de un menú. Al menos mi amigo expresó con claridad que los quería rojos.

En primer lugar, comentamos que el personal de cocina y los meseros conocen cómo se presenta el plato y tienen muy claro que, al enunciar primero uno de los ingredientes, ese elemento predomina sobre el otro en cantidad. En segundo lugar, reflexionamos sobre cómo, mientras más complejo sea un platillo, la descripción será más extensa en un intento de aclarar su concepto, lo que terminaría siendo poco viable e incluso muy ocioso en un restaurante de alta gama. Para el comensal, el exceso en las descripciones no es práctico, sino insustancial y poco atractivo a la hora de ordenar, por lo que se deja al mesero la tarea de ayudar al cliente y sugerirle aquello que satisfaga su apetito. Recordemos que la complejidad no se limita a elegir un platillo, pues debemos decidir la entrada, las bebidas correctas y el postre para cerrar de forma perfecta una comida muy elaborada.

Quienes diseñan, perfeccionan y ponen los seguros a consideración de las contrapartes activan una infraestructura de especialistas que en un amplísimo texto describe las primas y los parámetros calculados por actuarios y abogados para lograr la eficiencia. Un gran equipo colabora para delimitar los riesgos que la aseguradora aceptará de sus eventuales asegurados, lo cual se manifiesta en la póliza, a través de las exclusiones, los límites y una enorme variedad de supuestos que describen el propósito de la protección. Así como los meseros, las aseguradoras conocen su negocio, por lo que reproducen en los contratos los elementos doctrinales indispensables y las reglas que dominan. Así como los comensales, la mayoría de las personas solo tiene la oportunidad de aceptar una propuesta de coberturas, sin importar que la entienda o no, pues solo quienes tengan un mayor conocimiento de los seguros tendrán más posibilidades de ordenar lo que quieren.

Como la complejidad de un seguro deja a las partes en condiciones no equitativas, ya que el contrato es muy amplio al describir tantos elementos y procedimientos y ya que la aseguradora suele estar en mejor posición para interpretarlo a su favor al momento de presentarse el siniestro, el agente es la interfase humana destinada a ayudar al interesado a elegir el producto adecuado. Por eso los congresos de asesores de seguros son tan importantes. Los intermediarios asisten a ellos no solo para socializar, sino también y sobre todo para reafirmar o ampliar los conocimientos que poseen sobre las protecciones que ofrecen.

Durante el Congreso Copaprose 2021, organizado por la Amasfac, los agentes de seguros del continente americano experimentaron el gusto y placer de reunirse en una época tan compleja y compartir sus experiencias profesionales con sus equivalentes de otras latitudes. Grandes figuras presentaron sus experiencias a los asistentes y expusieron cómo cuidan de sus agentes asociados. A lo largo de las intervenciones, se hizo patente que intermediar es un oficio que exige tanto conocimiento y capacidad de comunicar el alcance de las coberturas como habilidad para diferenciarlas y diferenciarse de otras ofertas.

En este evento multitudinario, los patrocinadores tuvieron la oportunidad de reforzar su membrete y recordar a los asistentes que sus productos son los que resuelven su portafolio de ventas y comisiones, pues finalmente todo agente debe saber elegir para qué aseguradoras intermediar. Una de las ventajas de un congreso como el de la Copaprose es la actualización, pues permite que el gremio se entere de los avances y las novedades en productos, canales de venta o distribución y tendencias o impactos de los siniestros más representativos en el sector asegurador y reasegurador. Debido al inmenso cúmulo de experiencias y contenidos que se transmiten en estos congresos y de agentes que asisten a ellos porque comprenden la relevancia de invertir en su mejora continua, estos eventos se convierten de una u otra forma en escuelas formadoras de profesionales capaces de ayudar a los prospectos a identificar si lo mejor para ellos son los huevos con chilaquiles.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s