Cuidando Tu Salud

Guía para tu versión supersaludable 2022.

Jude Romero / Nutrición funcional, clínica y deportiva Workout – Mindset – Biohacking Natural Bikini Athlete / http://www.subesobajas.com.mx / IG: @jude_roldan / WhatsApp: 55 1473 2641 En línea y presencial (CDMX, col. Roma)

¡Quiero lograr resultados increíbles, mejorar mi salud, cambiar mi composición corporal, sentirme lleno de energía, lucir bien y sentirme genial, pero no sé por dónde empezar! Es completamente normal sentirse perdido al principio. Sin importar cuál sea tu objetivo (perder grasa, ganar masa muscular o mejorar tu calidad de vida), recuerda que alcanzar cualquier meta requiere tiempo.

El camino no es lineal y, por ello, está lleno de aprendizajes que te harán mejorar y disfrutar de él mientras vas progresando en todos los ámbitos. Vas a cometer errores que, lejos de impedirte avanzar, te enseñarán un poco más y te encauzarán para que encuentres el camino perfecto para ti. Así pues, antes de atiborrarte con consejos o estrategias, quiero invitarte a mirar aquello que no funciona en tu vida actual. Pregúntate, por ejemplo, dónde estás en términos de salud o qué te duele, qué síntomas incómodos se han vuelto parte de tu cotidianidad y qué partes de ti han dejado de funcionar bonito. Solo al cuestionarte esto lograrás detectar las costumbres que debes dejar atrás o los hábitos que ya no te sirven, para que ahora sí pases la página y prestes total atención a lo nuevo.

No existe una píldora mágica para conseguir la mejora integral de nuestro sistema. Así que debes trabajar por ella, pero no te angusties, porque no estás solo. Aquí te comparto una guía para que te pongas en acción:

  1. Abre el estado de cuenta. Pierde el miedo a realizarte unos análisis de laboratorio. Siempre es mucho mejor conocer el punto de partida, para andar por el camino correcto.
  2. Siéntate bien. Una silla de cuatro patas es estable, equilibrada y sólida. Estas tres cualidades son las ideales para la salud. Los pilares para desarrollar el bienestar son el sueño reparador, la nutrición adecuada, la actividad física suficiente y la adecuada gestión del estrés.
  3. Inhala y exhala. Roma no se construyó en un día. No te estreses ante el deseo de hacer todo al mismo tiempo y de manera perfecta, para obtener resultados al día siguiente. Las soluciones mágicas no existen.

Una vez que conozcas tu estado de salud actual, detectes las áreas de oportunidad y decidas emprender el camino, te recomiendo poner en práctica ciertas estrategias, de acuerdo con el nivel en el que tú consideres que estás:

  • Empezando. Si realizas la mayor parte de tu trabajo mientras estás sentado (actividades de escritorio), no cuentas con una rutina de ejercicio semanal, comes de forma irregular, no planeas tu alimentación, padeces ansiedad y sufres insomnio o duermes menos de ocho horas, te recomiendo que te pongas como una prioridad en tu agenda y tomes las riendas de tu vida. Para ello, sal a caminar 30 minutos; haz ejercicios de flexibilidad; organiza tus compras; prepara tus alimentos, y busca el sueño reparador, olvidándote del trabajo y evitando las distracciones por la noche. Si realizas a diario, durante un mes, entre tres y cinco de estas acciones, estarás listo para ir al próximo nivel.
  • Ahí la llevo. Si tu estilo de vida es moderadamente activo, procuras ejercitarte entre dos y cuatro veces por semana, la mayoría de tus alimentos son preparados por ti, solo en ocasiones comes en la calle y duermes sin mayor problema todos los días, te recomiendo que no pierdas el enfoque, pues es momento de ir por todo. Para ello, procura un rendimiento físico y mental que te dé confianza y bienestar; toma el control de tu metabolismo a través del ayuno intermitente; entrena cinco días por semana y realiza ejercicios de fuerza cada tercer día; busca que tu dieta ya no sea buena, sino excelente, pues la nutrición adecuada es uno de los pilares y no es negociable —despídete de las harinas blancas, los productos refinados, el alcohol y la comida chatarra—; sigue una rutina para la higiene del sueño, y prepárate para tu nueva versión.
  • Ahora o nunca. Si ya mantienes una rutina laboral y deportiva equilibrada, vigilas el balance de tu dieta y cuidas tu estado de salud en general, te recomiendo perseguir una recomposición corporal, prepararte para una competición o simplemente no bajar de nivel. En este punto son muy importantes los perfiles de evaluación, el protocolo de limpieza intestinal, la dieta enfocada en una flexibilidad metabólica, la recomposición corporal, el entrenamiento adaptado a tus objetivos, la rutina de higiene del sueño, la agilidad mental a través de la estabilidad hormonal y el equilibrio intestinal, el balance de neurotransmisores, la suplementación funcional y la hidratación inteligente.

Si te sientes confiado y entusiasmado, estás listo, así que te felicito porque encontrarás muchos beneficios y alegrías en el proceso. Si te sientes abrumado y no sabes por dónde empezar, con gusto puedo asesorarte a través de una consulta de diagnóstico que te apoye con los primeros peldaños. Si lo tuyo son los retos, Im waiting for you.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s