Vida & Retiro

Agentes de seguros haciendo valer la palabra de quien ya no está

Adriana Oropeza Flores / Directora editorial, Revista Siniestro

En México, existe una amplia variedad de productos del ramo de vida. Las características de algunos de estos a veces son muy diferentes a las de los demás. El siniestro que presentamos aquí activó la cobertura de un producto de vida con ahorro para el retiro y con un blindaje de aportaciones para garantizar la continuidad de la póliza, aunque se deje de pagar la prima durante unos meses.

Angie, la asegurada, se había mostrado indecisa ante la posibilidad de contratar un seguro, pero Rossy Salguero, quien hoy es promotora, insistía en ello. Ellas habían alimentado una amistad desde hace muchos años, por lo que la asesora se sentía con el compromiso de asegurar a su amiga, quien tenía dos hijos y estaba soltera, para que los jóvenes no quedaran desamparados en caso de que su mamá llegara a faltar. La póliza ofrecida tenía una prima anual de 29 mil 999 pesos y una suma asegurada inicial de 899 mil 999 pesos, cantidades que crecerían aproximadamente un 5% cada año.

En 2018, después de varios meses de indecisión, Angie firmó la póliza. Durante ese año, ella pagó la prima sin problemas. Desgraciadamente, a lo largo de los siguientes dos años, la asegurada no quiso pagar la póliza, puesto que contrajo otros compromisos al comprar un carro, realizar un viaje con sus hijos y adquirir cosas materiales. Aunque Rossy insistía en que era muy importante que pagara la póliza para que esta no fuera cancelada, la asegurada se negaba. Angie no imaginaba lo que estaba por ocurrir.

Cierto día, Rossy recibió una llamada de una amiga cercana a ellas, quien le informó que Angie había fallecido por cáncer en el estómago. Debido a la pandemia y a un cambio de domicilio, la asesora había perdido la comunicación con la asegurada, así que la noticia fue impactante. La enfermedad había terminado de una manera muy rápida con la vida de su amiga, pues el cáncer fue detectado a finales de agosto y la muerte se produjo tan solo dos meses después, a finales de octubre. Angie no mencionó su problema a la gente cercana.

Dado que Rossy revisaba de forma constante el estado de las pólizas de sus clientes, notó que el seguro de su amiga seguía vigente, a pesar de que no se había pagado en dos años. Como este producto tenía un blindaje, no se canceló. Al enterarse de ello, la asesora se comunicó con el hijo de Angie, para platicarle la situación y avisarle que investigaría si era posible reclamar la suma asegurada, pues no sabía si, aunque en el sistema estuviera activa la póliza, habría algún problema por las primas que no se pagaron.

Como el seguro se mantuvo activo gracias a la reserva del año que Angie sí cubrió, el 8 de diciembre la compañía autorizó la entrega de 987 mil 922 pesos. Cuando Rossy dio la noticia al hijo de su asegurada, este le comentó que justo ese día se había quedado sin dinero y que ni él ni su hermana tenían ahorros, por lo que esa cantidad les había caído del cielo, pues ya estaban pensando en pedir dinero prestado y trabajar para mantenerse. Hoy los jóvenes tienen 21 y 18 años. La menor está terminando la preparatoria y el mayor está en la universidad. Si Angie hubiera pagado las primas que le faltaron, ellos hubieran cobrado, además de la suma asegurada, la parte proporcional del ahorro.

Rossy nos cuenta que en 2021 pagó dos siniestros por cáncer de estómago y que, en los dos casos, el siniestro fue demasiado rápido, pues este padecimiento es muy agresivo y silencioso, por lo que, cuando es detectado, suele estar en una fase muy avanzada.

La promotora nos confiesa que, aunque Angie era su amiga, el dolor que siente por cada uno de sus asegurados es el mismo, sin importar que tenga o no algún tipo de relación con ellos. También nos revela que cada siniestro que ayuda a cobrar la impulsa a esforzarse más y a acercarse a la gente que aún no confía en el seguro.

Para ella, los asesores son quienes alcanzan a ver un riesgo donde los demás no lo ven, por lo que ellos deben aprender a comunicar la fragilidad de la vida, para sensibilizar a las personas y conseguir que estas acepten un tesoro invaluable: la tranquilidad de sus familiares cuando ellas ya no estén.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s