Responsabilidad Civil Y Hogar, Seguros

Ante la fuerza mayor y el caso fortuito. La ineficacia del Seguro de RC de Arrendatario

Por: Carlos ZAMUDIO SOSA

México Claims and Risk Management, S.C.

carlos.zamudiososa@gmail.com

Es común que el consumidor pretenda disminuir cualquier tipo de gasto, y el aseguramiento no es la excepción. El error es presumir que la cobertura de responsabilidad civil (RC) de arrendatario tiene el mismo alcance que el Seguro de Daño Material al Inmueble.

arrendamientoAunque el contrato de arrendamiento exija a un arrendatario suscribir un seguro en favor de su arrendador, suele omitirse tal obligatoriedad. Recordemos que la ley máxima para definir las obligaciones entre las partes interesadas consiste en lo pactado como tal, por lo que sólo ante la falta de definiciones aplica el Código Civil con el propósito de perfeccionar las relaciones que recíprocamente resulten, en caso de subsistir insuficiencias en el acuerdo de voluntades convenido.

Entonces, si bajo el contrato de arrendamiento se acuerda que el inquilino debe responder por los daños al inmueble en caso de incendio, aun cuando se trate de un hecho cuya causa origen provenga de un caso fortuito o de fuerza mayor, así tendrá que ser. De igual forma sucederá, si se acuerda que el arrendatario deberá responder por cualquier evento dañoso, como los hechos de la naturaleza (por ejemplo, inundación), aunque no le sean originariamente imputables.

Por ello, se deben obtener no sólo los seguros que se impongan por disposición legal, como es forzoso para el inquilino industrioso (aquel que por su giro puede causar daño al inmueble ocupado), sino aquellos cuya naturaleza es ajena a su actuar, como los amparables bajo el endoso de fenómenos meteorológicos, temblor y erupción volcánica.

arrendamientoEn términos generales, el Seguro de RC de Arrendatario sólo responde por las acciones del asegurado que provocan daños, convenidos como asegurables, al inmueble arrendado, que en la mayoría de los contratos se limitan a los causados por incendio o explosión. Así que no cualquier evento dañoso acontecido resulta de interés para la aseguradora sino únicamente los riesgos expresamente pactados.

Además, no puede operar la cobertura directa de RC Actividades e Inmuebles, puesto que el arrendador no es un tercero del arrendatario, ya que éste se aviene a una relación jurídica (el arrendamiento) con el arrendador. Es importante comprender que aun cuando la cobertura de Actividades e Inmuebles cubra las responsabilidades “por las que pueda ser condenado el asegurado”, se excluyen expresamente las de tipo contractual, como las de arrendamiento. Es decir, sólo se conviene el traslado del riesgo de las responsabilidades de tipo extracontractual, ya que en caso contrario estaríamos en presencia de un seguro que también se suscribe por convenio: el Seguro de RC Contractual.

Así pues, resulta que si se conviniese la responsabilidad del arrendatario incluso en casos fortuitos o de fuerza mayor, aun ante su desconocimiento, la cobertura de RC sería ineficaz. Por eso, lo conveniente sería que desde el inicio se contrate un Seguro de Daños Materiales, aunque su costo sea mayor —y lo es porque las exclusiones son menos que las previstas para el caso de la RC de arrendatario—.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s