Seguros

Características de la póliza de hogar.

Carlos A. Peña/ Agente de seguros / carlos.pena@ep-seguros.com

La póliza de hogar es una de las más bondadosas del mercado y se ha perfeccionado tanto que hoy ofrece una protección muy amplia en las modalidades de todo riesgo, primer riesgo absoluto, valor de reposición e incluso valor comercial, que se divide en varias coberturas encargadas de amparar riesgos y bienes específicos.

Este seguro es más económico de lo que te imaginas, lo cual es curioso porque protege aquello que tanto trabajo cuesta obtener, un bien inmueble. Sin embargo, muchas personas no lo adquieren porque creen que es caro y no lo necesitan, sobre todo cuando asumen que el banco las cubrirá a través del crédito hipotecario.

Edificio

Esta cobertura ampara, en caso de incendio o explosión, la construcción material de la casa o departamento, incluyendo la cimentación y las instalaciones del edificio principal; las estructuras adicionales, independientes y destinadas a uso habitacional, y los elementos exteriores o accesorios, como bardas, pisos exteriores, albercas, muros de contención, sotechados o palapas. Se puede extender la cobertura para amparar estos bienes en caso de terremoto, erupción volcánica y fenómenos hidrometeorológicos, o para remover sus escombros en caso de presentarse una pérdida cubierta.

Contenidos

Esta cobertura ampara, en caso de incendio o explosión, todo lo que está adentro de la casa o departamento, como mobiliario, electrodomésticos, electrónicos, decoraciones, ropa, objetos de uso personal, artículos deportivos y artísticos, antigüedades, objetos difíciles de reponer, joyas, armas y colecciones.

Este producto abarca ropa que se encuentre en tintorerías, lavanderías, sastrerías o talleres de reparación, o esté siendo transportada. Además, cubre los daños que por accidente sufran los perros o gatos (mascotas domésticas) que habiten la vivienda asegurada.

Robo de contenidos

Esta cobertura ampara, en caso de asalto o intento de robo, las pérdidas o los daños de las pertenencias de uso doméstico o familiar, básicamente las mismas señaladas en la cobertura anterior, contenidas dentro de la vivienda asegurada indicada en la póliza, que sean propiedad del asegurado, sus familiares, el personal de servicio y los huéspedes que habiten con él o se encuentren bajo su custodia sin pagar manutención o alojamiento. Además, cubre el dinero en efectivo robado, hasta un tope que varía dependiendo de la aseguradora.

Este producto también abarca ropa que haya sido robada mientras se encontraba en tintorerías, lavanderías, sastrerías o talleres de reparación, o que no haya sido devuelta por el personal de estos negocios.

Robo fuera del domicilio

Ampara, en caso de asalto o intento de robo, los bienes de uso personal o propios de la vivienda asegurada, que sean propiedad del asegurado o de cualquier miembro de su familia, que habite permanentemente con él, y se encuentren fuera de la vivienda asegurada, dentro del territorio nacional, como consecuencia de su transportación o uso.

Dinero y valores

Esta cobertura ampara las pérdidas o los daños derivados de asalto o intento de robo de dinero en efectivo, valores y otros documentos negociables o no, como letras de cambio, pagarés, cheques, acciones, bonos y cédulas hipotecarias, que son propiedad del asegurado o de cualquier miembro de su familia, que habite permanentemente la vivienda asegurada, sin exceder el interés asegurable que estos tengan sobre dichos bienes.

Este producto también abarca las pérdidas o los daños del dinero y los valores asegurados en caso de incapacidad física de la persona portadora, provocada por enfermedad repentina o accidente que le produzca pérdida del conocimiento, lesiones físicas o muerte, así como en caso de explosión, colisión, incendio, rayo, caída, descarrilamiento y hundimiento o rotura de puentes, que provoque el accidente del vehículo que los transporta.

Cristales

Ampara lunas, domos, cubiertas y vidrio arquitectónico o decorativo de la vivienda asegurada o sus contenidos, en caso de pérdida o daños materiales causados directamente por cualquier riesgo súbito, accidental, imprevisto y no excluido en la póliza.

Pérdidas consecuenciales

Esta cobertura puede amparar, dependiendo de cómo se contrate, gastos extraordinarios si el asegurado habita la vivienda asegurada, o pérdida de rentas si la alquila.

En el primer caso, la compañía indemniza al beneficiario, por un período máximo establecido en la póliza, cuando este se ve en la necesidad de deshabitar la vivienda asegurada para reparar o reconstruir los bienes dañados, o cuando las autoridades prohíben el acceso a esta por cualquier motivo. Se cubren los gastos derivados de renta, mudanza, seguro de transporte y almacenaje de bienes; el 50% del pago de luz, gas y agua si el asegurado se aloja en la casa de un familiar, y el sustento inmediato.

En el segundo caso, la compañía indemniza al beneficiario, por un período máximo establecido en la póliza, cuando este sufre una pérdida real económica derivada de dejar de percibir las rentas establecidas mediante la existencia de un contrato de arrendamiento debidamente firmado por las partes, en caso de siniestro indemnizable por daño directo. Se entiende por renta la cantidad que el asegurado percibe por el alquiler de la vivienda asegurada sin incluir salario del conserje o administrador, comisiones por cobranza de rentas o administración del edificio, impuestos, servicios y gastos propios del asegurado (arrendador).

Responsabilidad civil privada y familiar

Esta cobertura ampara, a grandes rasgos, los daños que el asegurado cause sin dolo a terceros, derivados de las actividades privadas y familiares que realice en la vivienda, teniendo como límite la suma asegurada estipulada, y abarca también los gastos de defensa del asegurado. Adicionalmente responde, en caso de contratar una cobertura extendida, por los daños que los hijos, el cónyuge y los trabajadores domésticos o prestadores de servicio de mantenimiento causen a terceros, teniendo en cuenta distintas cláusulas y condiciones según el caso.

Asistencias

Por si las coberturas mencionadas no fueran suficiente, las pólizas de hogar también te ofrecen asistencias que, dependiendo de la compañía, pueden incluir o no, servicio especializado de plomería, albañilería, reporte de fuga de gas, referencia de mudanzas, localización y envío de equipaje, etc.

Por último, cabe mencionar, que cada producto tiene deducibles y coaseguros, que varían según la aseguradora. Por eso, lo primero que debes revisar son las condiciones generales y particulares de cada póliza de hogar, para que, como asesor, ofrezcas a tu cliente la mejor opción. En el cuadro te presento un comparativo de algunas opciones.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s