Gastos Médicos Mayores, Seguros

Las consecuencias humanas. Cambio climático y su impacto en la salud.

Javier González es psicólogo, médico cirujano especialista en cardiología y jefe del Servicio de Cardiología del Hospital General.

Trabajó por 10 años en GE Frankona Re y desde hace una década es medical undegrate en Swiss Re México.

Javier estuvo presente en la 28.a Convención de Aseguradores AMIS, celebrada en mayo de este año, donde presentó la ponencia “Cambio climático y su impacto en la salud”, de la cual te presentamos a continuación las ideas clave.

El principal gas responsable del calentamiento global es el bióxido de carbono, con un 65% de participación en la generación de este problema, debido a la quema de combustibles fósiles, como gas, carbón y petróleo.

20171030-636449877733880807_20171030191824-k8OE-U432548818488rUG-992x558@LaVanguardia-WebPor su parte, el metano, proveniente de la ganadería de rumiantes y del uso de fertilizantes, contribuye a dicho fenómeno. Pero, ¿cómo es que estos gases provocan el efecto invernadero? En las últimas décadas, las actividades humanas han causado un incremento sin precedente de las emisiones de bióxido de carbono y otros gases que tienen efecto invernadero, como el metano y el óxido nitroso, los cuales atrapan el calor en las capas más bajas de la atmósfera, lo que incrementa la temperatura del planeta.

Así pues, una parte de la radiación infrarroja pasa hacia el espacio y otra es atrapada por estos gases. Este fenómeno es indispensable para la vida, porque necesitamos temperatura caliente en la superficie del planeta, pero el problema es que el ritmo en la producción de estos gases ha aumentado de una manera inusual, alcanzando 2.2% por año y generando el sobrecalentamiento.

Según los datos de la Organización Meteorológica Mundial (WMO, por sus siglas en inglés), estos gases han alcanzado nuevas concentraciones históricas en 2015 y 2016, el tercer año más cálido en el mundo desde que comenzó a registrarse la temperatura.

El cambio climático también produce cambios muy importantes en los ciclos del agua, ya que al aumentar la temperatura aumenta la evaporación y la concentración de vapor de agua en la atmósfera, lo que ha cambiado los patrones de precipitación, que a su vez han producido fuertes tormentas e inundaciones.

Las olas de calor se han hecho cada vez más recurrentes y prolongadas. Este aumento de temperatura produce condiciones de desecación, sequías e incendios forestales.

Otros efectos indirectos en la naturaleza, causados por los cambios en la disponibilidad y calidad del agua, la afección de los ecosistemas y los nuevos patrones de las enfermedades infecciosas, están relacionados con los alimentos, la calidad del aire y la producción de aeroalergenos.

El aumento de la temperatura del agua favorece el crecimiento y la reproducción de virus y bacterias. Además, la evaporación aumenta la concentración de sustancias químicas peligrosas en este líquido vital.

501-DOM-BISAGRA-12-1024x6841-750x500Por otro lado, en las zonas de constante sequía o escasez de agua, la higiene suele ser deficiente y las circunstancias promueven el uso de aguas no tratadas. Los datos de la ONU arrojan que alrededor de 783 millones de personas no tienen acceso a agua limpia y segura, y que 2 mil millones de personas tienen que beber agua contaminada con heces fecales.

Quizá el efecto más importante del cambio climático es el aumento de la morbimortalidad cardiovascular debido al cambio de la frecuencia cardiaca, la presión arterial, la viscosidad de la sangre y el tono de los vasos sanguíneos, ya que todo esto puede fomentar accidentes cerebrovasculares e infartos de miocardio.

Cuando sube la temperatura, también aumenta la frecuencia cardiaca y la demanda miocárdica de nuestro corazón, lo que provoca que se requiera más oxígeno. Entonces, por un lado disminuye el aporte y por otro se incrementa la demanda.

Además, al existir deshidratación y bajar el volumen intravascular, la sangre se hace más viscosa y hay más propensión a la trombosis y a la oclusión vascular, que es el trasfondo principal del infarto y del accidente cerebrovascular. El calor daña la capa interna de nuestros vasos sanguíneos, que es el endotelio, y todo esto origina la mezcla perfecta para que se detone un evento cardiovascular, como un infarto o un accidente cerebrovascular.

Los expertos creen que los eventos cardiovasculares y cerebrovasculares serán, junto con las enfermedades producidas por el agua y los daños directos asociados a los eventos meteorológicos extremos, la principal consecuencia del cambio climático.

Las inundaciones afectan la salud porque producen muerte y lesiones en forma directa, aumentan las enfermedades que son transmitidas por el agua, producen movimientos masivos de comunidades enteras y generan desabasto por el daño que reciben los cultivos, entre otras razones.

Forestal-2-41Otra consecuencia del cambio climático son los incendios forestales, ya que el aumento de la temperatura crea condiciones de sequía y baja humedad, lo que provoca que la vegetación sea muy inflamable. Estos desastres no sólo matan a las personas por la exposición directa a las flamas o al calor, sino que también provocan un aumento importante de la mortalidad no accidental, básicamente con la inhalación de partículas tóxicas, dando lugar a enfermedades respiratorias, como el asma y la EPOC, y a enfermedades cardiovasculares.

Cada vez que las partículas de estos gases aumentan un microgramo por metro cúbico, se eleva un 4% la mortalidad general, un 6% la mortalidad cardiopulmonar y un 8% la mortalidad por cáncer.

A medida que los días sean más cálidos y las temperaturas aumenten, habrá mayor aumento en las enfermedades alérgicas, porque los tiempos de floración de las plantas y los periodos de polinización serán más largos.

El cambio climático también está provocando enfermedades, como el dengue, la malaria y la oncocercosis, ocasionadas por garrapatas, chinches, mosquitos y flebótomos, porque favorece las condiciones de desarrollo de estos vectores transmisores.

Hay muchos padecimientos que están resurgiendo, como el dengue, que en 1970 causaba grandes epidemias, cuyo impacto actual va al alza.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s